• DIÁLOGO ARTÍSTICO EN ALTAMAR

    Durante más de medio siglo, la firma de yates CRN ha transformado las ideas en arte, acuñando los deseos de sus clientes, prueba de ello es el CRN 133 Saramour, una obra maestra de su diseño e ingeniería naval.
    <
    >
    Durante más de medio siglo, la firma de yates CRN ha transformado las ideas en arte, acuñando los deseos de sus clientes, prueba de ello es el CRN 133 Saramour, una obra maestra de su diseño e ingeniería naval.

    Durante más de medio siglo, la firma de yates CRN ha transformado las ideas en arte, acuñando los deseos de sus clientes, prueba de ello es el CRN 133 Saramour, una obra maestra de su diseño e ingeniería naval.

    POR ARTURO EMILIO ESCOBAR
    FOTOS CORTESÍA COSTRUZIONI E RIPARAZIONI NAVALI (CRN)

    Así como un arquitecto planea la residencia de tus sueños, el astillero italiano CRN (Costruzioni e Riparazioni Navali) traza depuradas líneas, favorece un estilo minimalista y construye fascinantes navíos en colaboración con un famoso despacho de diseño: el estudio Francesco Paszkowski.

    Especializada en la construcción de megayates de acero y aluminio totalmente personalizados, de entre 40 y 90 metros de longitud, CRN Yacht siempre busca llegar más lejos y por eso han creado el CRN 133 Saramour, un lujoso yate de 61 metros que fue enteramente manufacturado en el histórico astillero de Ancona.

    El departamento técnico de CRN se encargó del diseño y la ingeniería naval, mientras que la firma de Paszkowski desarrolló las líneas exteriores y el interiorismo de los espacios, siempre manteniendo una fuerte sinergia con el propietario, cuya afición, además de surcar los mares, es el coleccionismo de obras de arte contemporáneo.

    Con una eslora de 61.3 metros y una manga de 10.20 metros, esta embarcación dispone de cinco cubiertas, más una extra en la parte inferior para elementos técnicos. Además, cuenta con cinco cabinas de invitados para alojar a 10 personas, de las cuales dos son suites, dos son habitaciones VIP y la última funciona como el impresionante camarote del armador. Incluso, hay espacio para alojar a 14 miembros de la tripulación.

    Al mezclar una estética clásica y moderna, destacando los detalles inspirados en el sector automovilístico, el Saramour se caracteriza por su armonioso exterior, cuyo atemporal concepto se refuerza con tonalidades blancas y grises, cálidos textiles y muebles de última generación con acentos en vibrantes colores.

    Su interiorismo limpia la vista de obstáculos, mantiene un contacto directo con el mar, logrando que las líneas curvas, la luz y los espacios fluidos rijan la distribución de las áreas, creando expectativa y una protagónica atención hacia las valiosas obras de arte: tesoros del propietario. Sus amplios espacios combinan madera lacada en color burdeos, nogal y mármol natural.

    Para tomar el sol plenamente fue creado el Beach Club de la cubierta inferior, el cual dispone de una puerta en popa que, al abrirse, convierte esta zona en una playa a nivel del mar con un solárium totalmente equipado. Además, dispone de una sala de TV, cómodos chaise lounge, una máquina de hielo, nevera y ducha. En dos garajes simétricos, anexos, caben dos tenders (una Riva Iseo y una Castoldi de 8.20 y 6.40 metros respectivamente). Por otra parte, el salón fue concebido como un gran espacio abierto, sin ningún tipo de particiones que dividan el comedor de la sala de estar, en la que colocaron auténticas alfombras persas.

    Todo el sistema de audio, video, entretenimiento y domótica (cortinas, luces y aire acondicionado) fue desarrollado por CRN en conjunto con Videoworks, cuyos equipos fácilmente se controlan con los dispositivos iPad o iPadMini.

    Finalmente, es importante mencionar que Saramour tiene dos motores Caterpillar 3512 CC - 1230 kW de 1800 rpm, que lo impulsan a una velocidad máxima de 15 nudos y a una velocidad de crucero de 14 nudos, con lo cual alcanza una magnífica autonomía: tres mil millas náuticas sin necesidad de repostar.